Cuidados de un bebé prematuro en Navidad

El nacimiento de un bebé siempre es una experiencia inolvidable, quizás la que más nos marca en nuestra vida. No obstante, cuando el peque es prematuro, los papás y mamás suelen  tener dudas con respecto a cómo cuidar de él después de que suceda todo lo relacionado con la incubadora, en el caso de necesitarse. Resultará interesante conocer todas las opciones asociadas hasta el punto de lograr el mejor de los sucesos para que los cuidados de un bebé prematuro en Navidad sean el estado de buenaesperanza que conlleva tener un bebé.

bebé prematuro cuidados

Cuidados de un bebé prematuro en Navidad

  • Mantener la temperatura: Los peques que salen de la incubadora pero que continúan siendo prematuros tienen más problemas para mantener la temperatura basal. Es por esta razón que se puede optar por medir su temperatura constantemente ya que precisan de un control más exhaustivo.
  • Infecciones: Su sistema inmunológico no está tan desarrollado y tienen más problemas para sufrir infecciones por lo que también será necesario un mayor cuidado en materia de desinfección e higiene durante las primeras semanas.
  • Leche materna: Es un seguro para el pequeño y en el caso de los niños resulta prácticamente obligatorio poder contar con esta opción para que los niños no sufran alteraciones de ningún tipo.
  • Cangurito: Loa canguritos son arneses colocados en el pecho de la madre. Resultan muy útiles en el desarrollo del pequeño ya que aumentan el apego con la mamá y el papá y ayudan a disminuir el estrés. En los peques prematuros es una obligación para la mejora de sus sistema inmunológico.

Imagen cortesía de CC0 Public Domain