5 lecciones que toda madre primeriza debe aprender

¿Eres mamá primeriza?¿Aún no has salido del parto? ¡Pon atención que esto es importante! Te contamos cinco secretos que las madres aprenden después de su primer peque en casa y que, curiosamente son cosas que las mismas mamás dicen que hicieron mejor la segunda vez que dieron a luz. ¿Preparada para conocer la verdad y nada más que la verdad?

5 lecciones que toda madre primeriza debe aprender

  1. Con un baño cada dos o tres días, basta: Sabemos que eres una mamá todoterreno pero hay cosas que no sabes. Una de ellas es que el ph de los bebés es muy delicado y que bañándole a diario puede que consigas enfermarle o empeorar la calidad de la piel más que trabajar en su beneficio.

  2. Demasiada esterilización conlleva niños burbuja: O lo que es lo mismo; los niños tienen que mancharse. Cuando escuchábamos esto, era tan cierto como ahora. Evitar todo contaco con las bacterias y microbios es sinónimo de menor tolerancia a los mismos y de mayor riesgo de padecer enfermedades.

  3. Tanto silencio es un problema: Igualmente, tratar de aislar de todo ruido al bebé cuando duerme conllevará irremediablemente futuros problemas de sueño.

  4. ¿Rapar el cabello la mejor elección? Aunque se asegure que el cabello crecerá más fuerte, lo único que aumentarán son las posibilidades de que el bebé padezca un resfriado.

  5. Delegar, esa gran lección: Quizás la lección más importante para una mamá primeriza sea la de llevar a cabo su labor sin que por ello tenga que esclavizarse. También hay un padre con el que repartir un 50% del trabajo.